1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Al menos 22 muertos en explosión de bomba en mercado de Pakistán

Otras 60 personas resultaron heridas en la localidad de Parachinar, en el cinturón tribal del noroeste de Pakistán. La rama internacional del grupo sectario suní LEJ, el LEJ Al-Aalmi, reclamó la autoría del ataque.

Hace dos años, el 26 de julio de 2013, este bazar de Parachinar sufrió un ataque con bomba de extremistas sunitas, en el que al menos 50 personas murieron y más de 100 resultaron heridas.

Hace dos años, el 26 de julio de 2013, este bazar de Parachinar sufrió un ataque con bomba de extremistas sunitas, en el que al menos 50 personas murieron y más de 100 resultaron heridas.

La explosión se produjo a mediodía local en el mercado de ropa usada Eid Gah de la mayoritariamente chiita área de Parachinar, capital de región tribal de Kurram, dijo a la agencia española de noticias Efe un funcionario del Gobierno local, Naik Muhammad Khan. Según la fuente oficial, al menos 22 personas murieron y 60 resultaron heridas.

La fuente precisó que 23 personas heridas de gravedad han sido trasladadas en helicóptero a la ciudad de Peshawar y que el resto de los damnificados, algunos de ellos también en estado crítico, han sido llevados a diferentes hospitales de Kurram.

Amjad Ali Khan, administrador de la región, confirmó el incidente y las cifras de víctimas a la agencias francesa AFP. Un doctor del hospital principal de Kurram, adonde fueron llevados los heridos, confirmó la gravedad de los heridos, por lo que la cifra de muertos podría aumentar.

La fuente indicó que dos sospechosos han sido detenidos y que las autoridades desconocen si se trató de un atentado suicida o una bomba colocada en el mercado. La rama internacional del grupo sectario suní Lashkar-e-Jhangvi (LEJ), el LEJ Al-Aalmi, reclamó la autoría del ataque y aseguró que se trata de una "venganza" por los crímenes cometidos contra los sirios por parte de Irán y el presidente de Siria, Bachar al Asad.

Una y otra vez

Parachinar es escenario habitual de enfrentamientos sectarios entre la mayoría sunita y la minoría chiita, que representa un 20 por ciento de la población paquistaní, de unos 200 millones de habitantes. El área sufre a menudo por actos violentos de extremistas sunitas locales y de la vecina de la región de Waziristán del Norte, donde el Ejército lanzó en junio de 2014 una operación militar antiterrorista, que continúa en la actualidad.

En esa ofensiva militar han muerto al menos 3.400 insurgentes y 488 militares, de acuerdo con fuentes el Ejército, y desde su inicio el número de ataques de extremistas sunitas contra chiitas se ha reducido de forma significativa.

Este ataque se produce a tres días de la conmemoración del primer aniversario de la matanza de 151 personas, entre ellas 125 niños, en un colegio gestionado por militares en Peshawar, un ataque del principal grupo talibán del país, el Tehrik-i-Taliban Pakistan (TTP), el 16 de diciembre de 2014. Los talibanes justificaron el ataque como acto de venganza por la operación del Ejército.

DW recomienda