1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Al Bayern solo le queda levantar el trofeo

A falta de diez jornadas, el Bayern lidera la Bundesliga con once puntos de ventaja sobre el Wolfsburgo. Levantar el título ya es sólo una cuestión de tiempo. Pero, ¿por qué es tan poco competitiva la Bundesliga?

Con su victoria por 1-3 en el campo del Hanóver 96, el Bayern de Múnich ha dado un paso de gigante para conquistar la Bundesliga. Y es que a pesar de que empezó perdiendo, el conjunto que entrena Pep Guardiola remontó un partido difícil y aprovechó la derrota por la mínima de su más inmediato perseguidor, el Wolfsburgo, en Augsburgo (1-0).

En el minuto 25, el Hanóver sorprendía al conjunto muniqués adelantándose en el marcador con un gol de Hiroshi Kiyotake. Poco le duró la alegría al equipo de Baja Sajonia. Y es que tan sólo 2 minutos después, un tiro de falta transformado por Xabi Alonso devolvió las tablas al marcador y volvió a meter al Bayern en el partido. Ya en la segunda mitad, el bajón físico del Hanóver y los dos goles de Müller le otorgaron otros tres puntos a un Bayern que, con tan sólo diez jornadas por disputar, ya cuenta con un colchón de once puntos sobre el Wolfsburgo.

Ligas desniveladas

A pesar de que la Bundesliga siempre se ha caracterizado por su igualdad, queda claro que cuando el Borussia Dortmund no tiene un buen año, no hay equipo en Alemania capaz de plantarle cara al Bayern. A diferencia de lo que ocurre en España o en Francia, donde no hay un candidato claro al triunfo final, la Bundesliga, al igual que ocurre en el Calcio y en la Premier League, ha quedado prácticamente sentenciada a principios del mes de marzo. Aunque es cierto que en Italia y en el Reino Unido la Juventus y el Chelsea cuentan con una ventaja considerable al frente de la clasificación, los aficionados aún confían en las remotas posibilidades de la Roma y el Manchester City.

Pero, ¿por qué no ocurre lo mismo en Alemania? La respuesta es sencilla: el Dortmund no le ha plantado cara al Bayern. Y es que a falta de un rival de renombre como el Borussia, no hay equipo en la Bundesliga capaz de hacerle frente a la plantilla que dirige Pep Guardiola. Si bien el Wolfsburgo ha luchado codo con codo durante gran parte de la temporada, ahora que llega el mes de marzo se nota la diferencia en lo que respecta al tamaño y a la calidad de los planteles.

Bundesliga München Gruppenbild mit Meisterschale

De ganar este año, sería la tercera Bundesliga consecutiva para el Bayern, y la segunda de la era Guardiola.

Mal endémico

Las grandes diferencias existentes entre los actuales equipos de la Bundesliga no son propias de la temporada 2014/15. Y es que a pesar de que en los últimos años parecía que las cosas estaban cambiando, y otros equipos aparecían en las quinielas para alzarse con el Meisterschale, los títulos logrados en los últimos veinte años por el Borussia Dortmund (1994/95, 95/96, 01/02, 10/11 y 11/12), el Kaiserslautern (97/98), el Werder Bremen (03/04), Stuttgart (06/07) y el Wolfsburgo (08/09) parecen haber sido, simplemente, malos años del Bayern.

Para ser conscientes de la escasa competitividad de la liga alemana hay que remontarse más atrás, y mirar la clasificación histórica de la Bundesliga. Desde que comenzó el campeonato moderno (1963-) sólo 12 equipos han sido capaces de alzarse con el título. De ellos, el que más ligas conserva en sus vitrinas es, naturalmente, el Bayern de Múnich, con 23. A continuación, le siguen el Borussia Dortmund y el Borussia Mönchengladbach, ambos con cinco trofeos, y en el caso de los segundos, levantados en la lejana década de los setenta. Con estos datos, es difícil que a alguien le pueda seguir sorprendiendo la brutal superioridad del Bayern en Alemania. Que se haga con su vigesimocuarto título, y tercero consecutivo, es sólo cuestión de tiempo.