1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

ACNUR advierte de éxodo de refugiados afganos en Pakistán

Indrika Ratwatte, representante de ACNUR en Islamabad, habla con DW sobre la situación de los refugiados afganos en Pakistán y las posibles consecuencias que podría tener para la crisis de refugiados en Europa.

Deutsche Welle: ¿Hasta qué punto le preocupa que la falta de recursos financieros pueda perjudicar el programa de ayuda de ACNUR para refugiados afganos en Pakistán?

Indrika Ratwatte: Por un lado, hay crisis permanentes en Siria, Irak y Yemen que, a su vez, también han contribuido a la crisis de refugiados europea. Y al mismo tiempo tenemos que abordar la situación de los refugiados en África y Asia. Es un reto manejar los recursos limitados y, por un lado, proteger a los refugiados y, por otro, buscar soluciones para los desplazados, así como para la situación en general. Nos preocupa que los donantes se pudieran sentir desbordados ante la crisis de refugiados y las crecientes demandas. Tememos que la situación de los refugiados afganos no tenga prioridad y que, como consecuencia, no obtengamos suficientes recursos.

La situación de los refugiados afganos en Pakistán está empeorando. ¿Puede esto provocar un éxodo masivo de estas personas a Europa?

Indrika Ratwatte, representante de ACNUR en Islamabad.

Indrika Ratwatte, representante de ACNUR en Islamabad.

Esa es precisamente nuestra preocupación. Si no obtenemos los recursos necesarios para nuestros programas clave en el ámbito educativo destinados a los refugiados afganos, muchas personas jóvenes sin perspectivas buscarán alternativas en otros lugares. Es extremadamente importante que los jóvenes refugiados afganos reciban una formación cualificada y los conocimientos necesarios para poder regresar a Afganistán algún día. Todavía no podemos hablar de un éxodo masivo de Pakistán, pero en el futuro sí se podría dar este escenario.

¿Qué opina de los esfuerzos que ha emprendido el Gobierno paquistaní para asegurar que los refugiados se queden en el país y no intenten llegar ilegalmente a Europa?

La Autoridad Nacional de Registro y Base de Datos (NADRA, por sus siglas en inglés) ha puesto a disposición los documentos de registro de los refugiados afganos desde 2007. De momento, están registrados 1,6 millones de refugiados. Estos documentos se llaman prueba de registro (Proof of Registration) y, la vez pasada, fueron renovados por dos años hasta 2015. El Gobierno paquistaní ha solicitado extender los documentos de registro por otros dos años, algo que el Consejo de ministros alemán aún debe aprobar. ACNUR saluda este paso, sobre todo de cara a la actual situación en Afganistán.

¿Cuáles son las principales razones por las que estos refugiados no regresan a Afganistán?

Las personas necesitan una base para la existencia. Ese es uno de los mayores retos. La situación de la seguridad es otro impedimento para regresar a Afganistán. En la última década, más de 3,5 millones de afganos han regresado voluntariamente a su país con la ayuda de un programa apoyado por ACNUR. En total, 5,8 millones de refugiados de todo el mundo han retornado a Afganistán. Este año, cerca de 50.000 regresaron voluntariamente de Pakistán.

Por otro lado, los retos son enormes y la capacidad de acogida de Afganistán es limitada. Por ello, hemos desarrollado una estrategia en cooperación con los Gobiernos de Kabul y de Islamabad. Esta se centra en tres puntos: se trata de apoyar el regreso voluntario, asegurar una reintegración sostenible y de seguir apoyando los países de acogida.

Indrika Ratwatte es representante de la Agencia de las Naciones Unidas para Refugiados (ACNUR) en Pakistán.


DW recomienda