1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

La prensa opina

Aún hay tiempo

La Unión Europea tiene oportunidad de demostrar que puede ser un socio independiente para América Latina, aún antes de la cumbre euro-latinoamericana de mayo próximo, afirman editorialistas alemanes este lunes.

default

La canciller alemana y el presidente de Brasil, durante la pasada cumbre de Viena.

El tageszeitung, de Berlín, comenta la gira que próximamente realizará la canciller alemana, Angela Merkel, por América Latina: “Si el gobierno federal y la Unión Europea quieren contribuir a la paz duradera en la región andina, deben alejarse del cauce estadounidense y sentar precedentes ante los gobiernos latinoamericanos. Los europeos están obligados a distanciarse de la fracasada política antidrogas que ha enarbolado Washington. Ésta mina los esfuerzos de las sociedades civiles en la zona y perpetúa la guerra por los narcodólares. A final de cuentas, una política convincente en materia de derechos humanos debe comprometer a todas las paertes en conflicto. Antes de la cumbre euro-latinoamericana que se celebrará en mayo en Lima pueden darse pasos positivos en este sentido. Pero un auténtico giro en la zona de los Andes sólo puede darse con Barack Obama en la presidencia de Estados Unidos.”

Salario mínimo

En Alemania, un tema que ocupa a la opinión pública desde hace meses es el de la posible introducción del salario mínimo. A este respecto, el Dresdner Neueste Nachrichten escribe: “Era ingenuo pensar que sectores con débil consenso salarial se verían en posición de promover el minisalario. Pero el SPD insistió en el debate sectorizado a fin de mantener al tema dentro de la agenda de la Gran Coalición. Ésta vuelve a demostrar su incapacidad para hacer política efectiva. Nada se ha ganado. Nada, ciertamente, para aquellos empleados que menos devengan.”

Perdidos en el vacío

Sobre el mismo tópico, el Frankfurter Rundschau hace la siguiente consideración: “El salario mínimo estaba destinado a convertirse en el próximo tema central de campaña para el SPD. Pero ahora, en cambio, inflige daños considerables a los camaradas. Los socialdemócratas han fracasado en el intento de superar a la CDU haciendo política salarial de pueblo en pueblo y sector por sector, a fin de mostrarse como asociado solidario de los explotados y humillados. No importa de qué lado esté uno: con soluciones sectoriales nada se conseguirá en Alemania. Quien desee evitar los salarios de miseria, debe apostar por un salario mínimo universal, como se hace en el resto del mundo. Todos los esfuerzos para encontrar una ‘fórmula alemana' se han perdido en el vacío.”

China censura al mundo

El Westdeutsche Zeitung, de Düsseldorf, se refiere a su vez a un posible boicot olímpico: “El hecho de que la cadena principal de televisión estatal nacional trate de escurrir el bulto sobre la discusión encendida por la directora general de la cadena regional WDR, Monika Piel, habla elocuentemente sobre lo delicado del tema. Ya no queda duda en cuanto a que se cumplirá una de las condiciones mencionadas por Piel: la limitación a las libertades de información por parte del anfitrión chino. Si los medios occidentales no desean aparecer como comparsas de la censura china, deben ejercer mayor presión sobre el Comité Olímpico Internacional y el Partido Comunista de China.”