2011 es ya el año con catástrofes naturales más caras | Economía | DW | 12.07.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

2011 es ya el año con catástrofes naturales más caras

Las catástrofes naturales ocurridas en el primer semestre hacen ya de 2011 el año con daños más costosos de la historia, según un informe publicado hoy por la mayor reaseguradora del mundo, la alemana Munich Re.

Chief Cabinet Secretary Yukio Edano, second right, gets briefed during his inspection in Minamisoma, Fukushima Prefecture, Japan, Sunday, April 17, 2011. It was his first visit to the area hit by the March 11 earthquake and tsunami. (AP Photo/Kyodo News) JAPAN OUT, MANDATORY CREDIT, NO LICENSING IN CHINA, HONG KONG, JAPAN, SOUTH KOREA AND FRANCE

Fukushima Japan 19.04.2011

El monto se eleva a 265.000 millones de dólares (190.000 millones de euros) de enero a junio. La cifra supera ampliamente el que hasta ahora era el año con catástrofes más caras, 2005, cuando se estimaron daños por 220.000 millones de dólares, señala el estudio.

La principal causa de esa cifra récord está en el terremoto y el tsunami que arrasaron Japón en marzo. Con daños por 210.000 millones de dólares, se trata de la catástrofe natural más cara de la historia, según Munich Re.

Hasta ahora ocupaba ese lugar el huracán "Katrina", que en 2005 dejó daños valorados en 125.000 millones de dólares.

Sin embargo, la catástrofe en Japón significó unos 30.000 millones de dólares de carga para las aseguradoras, en torno a la mitad de los que produjo "Katrina". Esto se debe en parte a que los daños producidos en la central nuclear de Fukushima no estaban asegurados.

Otras catástrofes que contribuyeron al récord de 2011 fueron los terremotos y las inundaciones en Australia y Nueva Zelanda, así como los tornados en Estados Unidos.

Riesgos y catástrofes por países

En un reciente informe, expertos en medio ambiente y seguridad presentaron en Bonn un informe que mide la exposición de cada país a una catástrofe natural y sus condiciones para afrontarla.

Con el objetivo de establecer "cuán alto es en cada país el riesgo de sufrir una catástrofe natural y los efectos del cambio climático", el "Informe de Riesgo Mundial 2011" establece una lista de 173 países que van desde la isla de Vanuatu, la zona de mayor riesgo en el mundo, hasta Malta y Qatar, los países más seguros.

El documento elaborado por la organización alemana Hilft en colaboración con el Instituto para Medio Ambiente y Seguridad de la ONU en Bonn pone como ejemplo las diferencias entre Japón y Haití.

"En una comparación mundial, Japón muestra un alto riesgo de sufrir por fenómenos naturales y por el cambio climático, tanto como Haití", señala el texto.

Sin embargo, "mientras en Japón murieron cerca de 28.000 personas (por el terremoto y el tsunami que sacudieron el país en marzo), un terremoto cien veces menor dejó más de 220.000 muertos en Haití" en enero de 2010.

Las cifras dejan al descubierto "la diferente vulnerabilidad de cada país", constata el informe.

"Fenómenos naturales extremos no tienen por qué convertirse en catástrofes necesariamente. El riesgo depende no sólo de la exposición, sino que se ve determinado de forma clave también por factores sociales y económicos", explicó Peter Mucke, de la organización Hilft, durante la presentación del informe en Bonn.

Por eso el estudio pretende subrayar "la necesidad de centrarse en la prevención de catástrofes más que hasta ahora".

Los análisis realizados para elaborar el documento, destacó Mucke, "permiten conocer mejor los peligros, identificar mejor las necesidades y fijar los reclamos políticos tanto en los países afectados como en los donantes".

Cuatro países latinoamericanos entre los 11 con más riesgo

Entre los 11 países con mayor riesgo figuran cuatro latinoamericanos: Guatemala (en quinto lugar), Costa Rica (8), El Salvador (10) y Nicaragua (11).

Chile, que en febrero del año pasado fue sacudido por un terremoto de magnitud 8,8 en el que murieron más de 560 personas, se encuentra en el lugar 25.

El texto apunta "sobre todo a dos factores" que hicieron que la mortalidad del terremoto chileno fuese 400 veces menor a la que tuvo el de Haití: "la eficiencia del sector público y la buena política anticorrupción del gobierno".

Además, "la estructura edilicia estable, por lo menos en las construcciones nuevas, fue una razón importante de la baja cifra de muertos", destaca.

El texto subraya la importancia de contar con criterios de valoración de riesgo como los que propone, puesto que "está ampliamente aceptado que el clima está sufriendo un cambio de alcance aún no conocido, que tendrá consecuencias para la humanidad".

"Esto vale tanto para países desarrollados como en desarrollo", advierten los expertos.

dpa
Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda